Esta mujer perdió más de 70 kilos y ahora mira lo que hace con el exceso de grasa de su cuerpo

Cada vez el mundo está más concienciado de la gravedad real de los problemas de alimentación que existen, y de lo duros que pueden ser los procesos para acabar con ellos. Hoy os traemos una historia que está muy lejos de la anorexia, pero que no deja de ser un problema alimenticio.

Aubrey Johansen era tan solo una joven de 23 años, cuando llegó a alcanzar los 170 kilos en su cuerpo. Aunque ella llevaba una vida (dentro de lo que cabe) normal, el médico le advirtió en 2014 que si no bajaba de peso, no viviría más de 15 años. Lo que hizo que el corazón de Aubrey empezara a latir muy fuerte y que en ese momento sólo tuviera pensamientos negativos.

// back in black. ??

Una foto publicada por aubreymj2009@gmail.com (@aubreystrawb_rny) el

Se repuso de la notícia y tomó una decisión, ayudada también por el hecho de haber sido rechazada de un programa de canto, sólo por su condición física. Aunque sabía que debía practicar mucho deporte, no era suficiente para bajar tanto peso, así que se sometió a una cirugía de bypass gástrico y perdió, nada más y nada menos, que 72 kilos de golpe. Fue entonces cuando empezó su rutina de ejercicios diarios y una buena alimentación, siguiendo una dieta equilibrada.

// ☺️?? just over here keeping it real with ya! #transformationtuesday

Una foto publicada por aubreymj2009@gmail.com (@aubreystrawb_rny) el

Después del durísimo proceso, no todo fue perfecto. Sí, había bajado de peso, pero ahora tenía otro problema. Todo su cuerpo había quedado flácido y lleno de piel blanda, lo que le hizo tener graves problemas para aceptarse a sí misma.

Esa dura imagen muchas veces le hizo perder la esperanza, no quería mostrar su cuerpo en la playa y tampoco delante de su pareja, pero supo sacar fuerzas de donde no las tenía y aceptarse a sí misma. Ahora enseña su cuerpo en instagram, para mostrarle a todo el mundo que si una persona lucha con todas sus fuerzas por algo, puede conseguirlo. Lo mejor que puedes hacer es no desistir, aunque caigas, levántate y vuelve a intentarlo.